Feminismo cuqui.

Ser cuqui no es una opción: el cuqui nace y en muy pocos casos se aprende a serlo. A veces, tardas en descubrirte como cuqui; sólo sabes que te salen muchos “¡ooooooh!” cuando ves cachorritos, que adoras los delfines, que los unicornios te parecen taaaan monos, que el color rosa y los tonos pastel te […]

Dos puertas.

– No es algo sexual, de verdad que no lo es. Cuando hablamos, lo que noto es una sensación de calorcito en el estómago, en el pecho; vale, sí, ¡incluso en la entrepierna!, en todo el cuerpo al mismo tiempo… ¿nunca has sentido algo así? – Yo lo único que noto en la entrepierna es el […]